Deporte y dolores de cabeza

La mayoría de las veces que hago ejercicio, sin importar el tipo, después  (o incluso durante, depende de la intensidad del ejercicio) sufro unos horribles dolores de cabeza, acompañado de una leve intolerancia a la luz y al ruido. Suele durarme unas cuantas horas y resulta muy molesto.

Después de hoy, he decidido informarme sobre esos dolores de cabeza. Y he visto en varios sitios que puede deberse a diferentes causas. Tengo que decir que además de torpe, padezco migrañas, por lo que esos dolores de cabeza son relativamente normales debido a mi historial.

CEFALEA PRIMARIA POR ESFUERZO FÍSICO

1. Entrenamiento agresivo: Este tipo de cefalea está condicionada por un tipo de cefalea conocida como “cefalea tensional“. ¿Y esto qué quiere decir? Es un tipo de cefalea provocada por una tensión excesiva en los músculos que rodean el área de la cabeza: cervicales y hombros principalmente. Otros especialistas tienen otra explicación a este tipo de cefaleas ocasionadas por el esfuerzo. Se deberían a un aumento de la presión arterial que, a su vez, provocarían un incremento en la presión intracraneal. Puede deberse a que el ejercicio realizado es más intenso de lo que el cuerpo puede soportar. Se caracteriza por un dolor palpitante durante o después del ejercicio que puede durar horas.

2. Disminución de azúcar en sangre: Los dolores de cabeza creados por niveles bajos de azúcar (hipoglucemia) se producen debido a que no se está consumiendo suficientes calorías para obtener energía antes o durante el entrenamiento. Estás más que expuesta a un dolor de cabeza si tienes la “maravillosa” idea de ir al gimnasio o sales a correr en ayunas.

3. Deshidratación: En muchas ocasiones, durante el ejercicio, estamos tan concentrados que nos olvidamos de hidratarnos correctamente. La pérdida rápida de agua y sales minerales puede provocar fuertes dolores de cabeza que se reducen o desaparecen al reponer esas sales con agua o bebida isotónica. Para evitar la deshidratación, basta con prestar atención y no olvidarnos de beber agua durante el ejercicio. Beber pequeños sorbos entre series te evitará problemas después.

Por lo que he visto, es más común de lo que pensaba (sí, siempre pienso que el problema soy yo) y que esos incómodos dolores de cabeza se pueden solucionar sólo siendo un poco consecuentes con lo que hacemos.

En muchas ocasiones, estamos tan obsesionados con superarnos, con dar más, que nos olvidamos cuidar adecuadamente de nuestro cuerpo.

Espero que el artículo os haya resultado interesante. Un saludo 😉

Anuncios

One thought on “Deporte y dolores de cabeza

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s